Videoconferencia sigue ganando terreno en las organizaciones

Videoconferencia sigue ganando terreno en las organizaciones

Nota informativa. Nuestra capacidad de trabajar en equipo cuando podemos poner más sentidos en una labor conjunta aumenta la productividad. La videoconferencia está poco a poco superando a los e-mails y a las conferencias telefónicas como las herramientas que los ejecutivos elijen a la hora de coordinar el trabajo diario.

El aumento en la capacidad de las redes ha permitido al mercado ofrecer soluciones de videoconferencias totalmente confiables desde el núcleo al borde de la red, lo que permite contar con comunicaciones estables, sin interrupciones, con un audio e imagen de alta fidelidad y calidad de Telepresencia.

Por otra parte, la proliferación de los dispositivos móviles y la amplia oferta de aplicaciones disponibles para comunicarse a través de video web aumenta la capacidad de que los ejecutivos se comuniquen desde cualquier lugar, aumentando así la movilidad de las empresas, pudiendo realizar operaciones en tiempo real, sin importar el lugar desde dónde su fuerza de trabajo se encuentre.

Asimismo, el tipo de organización que está utilizando estas soluciones también es cada vez más diversa. En un principio, por su complejidad estaba reservada principalmente a grandes compañías, con una robusta infraestructura de redes y departamentos de TI que pudieran operarla. Pero hoy desde compañías multinacionales hasta pymes locales, desde empresas logísticas hasta universidades se pueden beneficiar en distintos ámbitos de la colaboración vía imagen en tiempo real.

Por ejemplo, en Escocia, The University of Highlands utiliza esta solución tecnológica para brindar educación a más de siete mil estudiantes que se encuentran alejados de los grandes centros estudiantiles. Allí utilizan la videoconferencia desde la enseñanza hasta el reclutamiento, realizando incluso reuniones con el parlamento escocés. Los estudiantes realizan clases a distancia y también experimentos de laboratorios con cámaras de alta definición.

Más cerca, en Latinoamérica, Uruguay implementó dentro del Plan Ceibal, su gran apuesta educacional, clases de inglés para niños y profesores a través de videoconferencias, con soluciones conjuntas de 1325 salas multimedia y 25 centros de enseñanzas en todo el país. Es un proyecto social de inclusión impulsado por el gobierno que pone al país a la vanguardia en el continente.

En otro mercado, podemos encontrar que la banca también avanza rápidamente. En Argentina, el Banco Santander Río, que cuenta con más de 304 sucursales, decidió implementar soluciones de videoconferencia en 14 centros distribuidos en todo el país, con lo que redujeron costos en viajes y un aumento considerable en la productividad de sus ejecutivos.

Durante los próximos años, veremos cómo mercados tan amplios como la energía, la minería, los sistemas gubernamentales y educacionales de todos los países de Latinoamérica seguirán implementando soluciones basadas en videocolaboración, ya que está demostrado que la comunicación cara a cara facilita el entendimiento entre los colaboradores de cualquier tipo de organización. En un futuro próximo, los resultados quedarán a la vista.





Síguenos en Facebook:



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *