Tomarse el pulso mirándose al espejo

Tomarse el pulso mirándose al espejo

Un alumno del Instituto de Tecnología de Massachusetts (MIT) ha desarrollado, de manera casi artesanal, una aplicación con una webcam de baja resolución que, integrada en un espejo, permite conocer a qué ritmo late nuestro corazón en tiempo real.

El joven Ming-Zher Poh, ha contado con la colaboración de la profesora del Media Laboratory del MIT Rosalind Picard, utilizando técnicas de reconocimiento del brillo facial para determinar el flujo de sangre en los vasos sanguíneos de la cara y deducir así el pulso o la frecuencia cardíaca.

Asimismo, el sistema que muestra el número de pulsaciones en la zona inferior del espejo, funciona incluso si hay tres personas mirándose en él simultáneamente. Ahora pretende perfeccionar su invento añadiendo otros parámetros, como el número de respiraciones por minuto y el nivel de oxígeno en sangre, que también detectará a distancia.

Enlace: MIT.edu





Síguenos en Facebook:



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *