Plan desarrollado para rescatar a los mineros Chilenos

Plan desarrollado para rescatar a los mineros Chilenos

Desde el día en que ocurrió el derrumbe, el gobierno Chileno desarrolló un complejo pero bien elaborado plan para recibir en la superficie a los 33 mineros atrapados en un yacimiento de cobre y oro en el norte de Chile, el mismo incluye la movilización de helicópteros militares, personales de emergencia, médicos y paramédicos.

De acuerdo a lo datos proporcionados por el personal encargado, estos son los pasos llevados a cabo al momento del rescate:

– La perforadora llegó a los mineros: La perforadora T-130 completó el sábado pasado un hoyo de 622 m y 66 cm de diámetro hasta la galería subterránea donde se encuentran los mineros. Por ese hoyo serán izados los hombres.

– Los mineros usaron explosivos: Los mineros atrapados debieron realizar una explosión controlada en la galería para abrir espacio a la cápsula que va a bajar a rescatarlos.

– El hoyo fue revestido parcialmente: Se revistieron los primeros 56 metros del hoyo, para protegerlo del desprendimiento de rocas.

– Cuatro socorristas bajarán al fondo de la mina: Un rescatista minero será el primero en descender por el hoyo hasta el fondo de la mina, seguido de un enfermero, otro socorrista minero y otro enfermero, para ayudar a los mineros en su proceso de salida a la superficie. Ellos permanecerán abajo hasta que haya salido el último minero.

– Los mineros serán izados en una cápsula: Los 33 mineros serán izados a la superficie en una cápsula de 4 metros de alto y 450 kilos de peso dotada de oxígeno, equipo de comunicación y arneses de alta tecnología que miden los signos vitales de cada uno de ellos. A los mineros se les proveerá de ropa de material especial, guantes, agua y gafas oscuras para que no sufran daños oculares tras tanto tiempo en la oscuridad.

– Primero los hábiles, luego los frágiles y finalmente los fuertes: Se ha identificado a cuatro mineros considerados los más hábiles, y de ellos el que sea voluntario subirá primero. Tendrá que ser un minero con capacidad para resolver cualquier problema durante el ascenso. Luego de los hábiles, subirán los frágiles, entre los que están los de mayor peso, el minero que sufre de diabetes y otro que sufre dificultad respiratoria, mientras que los últimos en salir serían los más fuertes, capaces de seguir colaborando y manejando la ansiedad de la espera.

– Atención médica inmediata: Cada minero que vaya saliendo será recibido por médicos y paramédicos de la estatal Corporación Nacional del Cobre (Codelco) y la Marina Chilena, quienes le darán asistencia médica rápida en una carpa colocada justo al lado de la salida del hoyo.

En esa primera evaluación, se les harán preguntas simples como si tienen un dolor importante, y se evaluará su lucidez. Luego serán trasladados hasta un área de estabilización a pocos metros allí. En este lugar pasarán un mínimo de dos horas, donde se les dará suero, algunas vitaminas y antibióticos, e iniciarán la evaluación sicológica presencial. Serán atendidos por tres médicos y un sicólogo.

– Encuentro con familiares: Tras verificar que el minero esté en buena condición física, pasará a unos módulos especiales aislados, a pocos metros de la carpa médica, donde podrá reunirse con dos o tres familiares.

– Viaje en helicóptero al hospital: Luego serán trasladados en ambulancia hasta un helipuerto en la misma mina, construido para la ocasión, y llevados en helicópteros militares a una base militar y de allí en ambulancia recorrerán unos 300 metros a un hospital estatal de la vecina ciudad de Copiapó. En este lugar estarán un mínimo de 48 horas, para una revisión más exhaustiva.

Visto en: Elnuevoherald

 





Síguenos en Facebook:



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *