Española se ha declarado propietaria legítima del Sol, pero no es la primera persona

Española se ha declarado propietaria legítima del Sol, pero no es la primera persona

Algunos días atrás una gallega se ha declarado propietaria legítima del astro rey, pero no es la primera. Antes de ella, otros han adoptado derechos sobre los planetas o nuestro satélite natural, y hay incluso quien los vende en parcelas.

Semejante declaración respecto a nuestra estrella puede parecer una locura y resulta, cuando menos, estrambótica, pero no es la primera vez que alguien reclama para sí la propiedad de un mundo más allá del nuestro.

En 1954 un chileno registró la Luna a su nombre, algo que no impidió que 35 ciudadanos de Ohio (EE.UU.) hicieran lo mismo doce años más tarde. Puede parecer una idea romántica o una ocurrencia jactanciosa, pero lo cierto es que detrás de esta declaración de intenciones existe en algunos casos un lucrativo negocio.

En 1980, otro norteamericano, oriundo de San Francisco, Dennis Hope, volvió a reclamar para sí la Luna. Y no solo eso, sino que comenzó a venderla en parcelas. Ha montado un emporio y puede haber ganado millones de dólares con la venta de terrenos extraterrestres, negocio que también ha extendido a otros planetas como Marte o Mercurio y que algunos han imitado.

Por si fuera poco, distinta empresas venden por internet la posibilidad de poner tu propio nombre a las estrellas del firmamento, de forma que, previo pago, cualquiera puede apuntar hacia el cielo una noche y decir que uno de esos puntitos luminosos le pertenece.

Oportunistas o no, todos estos propietarios se agarran a supuestos vacios legales para reclamar para sí la propiedad de otros cuerpos celestes. Según la gallega Ángeles Durán, deseosa de cobrar sus derechos por la explotación de la energía solar, derechos que, generosamente, acepta compartir con el Gobierno, existe un convenio internacional por el cual ningún país puede hacerse dueño de un cuerpo celeste, pero « tal acuerdo no vincula a los particulares o mejor dicho a las personas», vaya viveza en verdad.

Enlace: Diario ABC





Síguenos en Facebook:



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *